Marketing sanitario · 22 de mayo de 2019

Vídeos publicitarios: Nueva vía de comunicación a pacientes

El vídeo es uno de los formatos que más ha crecido en los últimos tiempos. En la actualidad, el 95 % de los internautas españoles visualizan vídeos online, lo que representa un público de más de 24 millones de usuarios, el 22 % de los cuales reconocen ver vídeos de salud, según datos del estudio de IAB Spain.

Lo interesante es que el 95 % de los internautas aceptan los vídeos promocionales porque consideran que se trata de una publicidad menos intrusiva y molesta. De hecho, el 69 % recuerda haber visto este tipo de publicidad. Con estas cifras en mente, no es casual que los vídeos publicitarios se estén perfilando como una nueva vía de comunicación con los pacientes en el sector de la salud.

 

¿Cómo funcionan los vídeos promocionales?

Los vídeos publicitarios son una excelente herramienta para conectar con el público transmitiendo el mensaje de manera creativa y memorable a través de una combinación óptima de imágenes, sonidos, textos y otros recursos audiovisuales.

Los negocios en el sector de la salud no deberían desperdiciar su potencial, sobre todo teniendo en cuenta que el 80 % de las personas ve un vídeo en la web, pero solo el 20 % lee el contenido. Por tanto, el vídeo promocional es una herramienta para captar la atención de los visitantes, conectar emocionalmente con ellos y aumentar su tiempo de permanencia en la página. Además, tras mirar un vídeo el 64 % de los usuarios son más propensos a contratar un servicio o comprar online, según Hubspot.

En el sector de la salud puedes recurrir a diferentes tipos de vídeos promocionales:

  • Vídeo explicativo. Es uno de los vídeos publicitarios más comunes en el sector sanitario para conseguir nuevos pacientes ya que explica de manera detallada las características de la clínica y los servicios que ofrece. En estos casos, es fundamental centrarse en la propuesta única de valor de la clínica que le permite diferenciarse de la competencia.
  • Vídeo de tratamientos. Este tipo de vídeo publicitario se enfoca en explicar algún procedimiento médico, con el objetivo de atraer pacientes interesados en el mismo. Suelen ser vídeos más extensos y detallados cuyo objetivo es eliminar las objeciones y miedos del paciente, además de transmitir una imagen de confianza y seguridad.
  • Vídeo testimonial. Muchos pacientes eligen la clínica o el especialista siguiendo las opiniones y consejos de sus amigos y familiares. Por eso los vídeos testimoniales suelen ser una herramienta de marketing muy eficaz. Con estos vídeos publicitarios se logra una identificación con el paciente que está narrando su experiencia, se eliminan los temores y se crear una sensación de confianza para que elijan tu centro.

 

 

Televisión social nueva posibilidad publicitaria del sector sanitario

 

 

 

Pasos para crear un vídeo publicitario

  1. Perfila tu target. La clave para que el vídeo publicitario genere conversiones radica en conectar con el público, lo cual significa que necesitas perfilar bien a tu buyer persona. ¿Cuáles son sus necesidades y preocupaciones en el área de la salud? ¿Cómo puedes ayudarle a solucionar esos problemas?
  2. Determina tu objetivo. Los vídeos promocionales deben enmarcarse en tu estrategia de marketing general. Por tanto, debes determinar qué objetivo persigues con ese vídeo. ¿Quieres generar conciencia de marca? ¿Deseas atraer nuevos pacientes? ¿Quieres educar al público para que comprenda el valor de tu propuesta? ¿Necesitas fidelizar a los clientes?
  3. Establece el tono. Los vídeos publicitarios son una herramienta ideal para establecer un vínculo emocional. No lo desaproveches. Piensa en las emociones que quieres despertar para lograr que tu mensaje sea más memorable y, en base a ellas, determina el tono del vídeo.
  4. Decide dónde aparecerá el anuncio. Este paso es clave ya que determinará la longitud del vídeo publicitario. Los comerciales de entre 30 y 60 segundos, por ejemplo, son más comunes en la televisión de pago, pero en Internet pueden ser más largos. Si quieres publicarlos en los anuncios de vídeo de Facebook e Instagram, recuerda que debes seguir sus directrices.
  5. Esquematiza el contenido. El storytelling te permitirá conectar mejor con el público y mantener su atención durante más tiempo. Por tanto, debes pensar en las escenas, los personajes, cómo encajar tu marca en esa historia y qué llamada a la acción utilizarás. Luego tendrás que escribir el guion y planificar el storyboard.
  6. Grabación y edición. Independientemente de si has elegido un vídeo animado, con personas reales o un screencast, necesitarás un buen equipo de producción y postproducción que se encargue de ultimar todos los detalles que impriman profesionalidad a tu vídeo publicitario.
Deja tu comentario aquí:

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Hablamos de:

No te pierdas las últimas novedades del sector del marketing, la publicidad y la comunicación

D: Eraso 20 28028, Madrid

T: 910 26 02 95

M: hola@zizer.es